Dante el buscador... Ficha #1 Dimensión Física

... Déjame contarte en qué consistía cada una de ellas.


Pieza No 1. Dimensión Física. Es la manera como te conectas y relacionas con tu cuerpo. Quizá la mayoría de nosotros vivimos ajenos a esta conexión, pero tarde o temprano por algún motivo empezamos a ponerle atención. Finalmente fuimos nosotros quienes escogimos esta experiencia de vida y nuestro cuerpo nos acompañará a lo largo de este camino.


Pues bien, Dante empezó a tomar consciencia de su cuerpo, por temas de salud. Así que hizo cambios en sus hábitos de alimentación, sueño y ejercicio. Empezó haciendo un ejercicio frente al espejo, mirando solo sus ojos, y descubriendo el maravilloso ser que estaba destinado a ser. Le encantaba comer, sentía que era de esos placeres que te hacen sentir bien, así que tomo consciencia de que todo cuando llevaba a su boca haría parte de sí. Empezó por supuesto a elegir lo que quería comer y lo que no. No solo por las cantidades sino por su esencia. Buscaba cosas sanas y frescas, elegía cosas que pudieran ir del campo a la mesa, incluso ayudaba a su mamá a crear una pequeña huerta donde pudiera escoger las mejores hierbas para convertirlas en condimentos. Evitaba tener tres comidas grandes, dividiéndolas en seis comidas pequeñas. Su desayuno era la comida más importante, completa, sana. Le daría la energía para todo lo que hacía durante el día. Incluía frutas, vegetales, semillas y fue dejando de lado aquellas cosas procesadas y comida poco sana.


La alimentación no es la única manera como cuidas tu cuerpo, así que organizo sus horarios de sueño, evitaba ir a la cama muy tarde en la noche, buscaba ocho horas de sueño, ni más, ni memos. Tomó como rutina escribir aquellas cosas que pasaban en sus sueños, sabía que en ellos había pistas que debía descubrir.


Una vez al mes, dedicaba toda una tarde a consentirse, iba al barbero, cortaba su pelo, arreglaba sus uñas. Visitaba al odontólogo y a su médico para revisar que todo en su cuerpo fuera de maravilla.


Como si todo esto no fuera poco, Dante hacía ejercicio. Salía en las noches a trotar, pensaba sobre manera que trotar era un remedio para aquietar su mente, recorría casi todo el pueblo trotando tres veces por semana. También lo hacía los domingos al amanecer. Cuando sintió que todas estas acciones que estaba llevando a cabo se habían convertido en un hábito y se hacían casi de manera inconsciente pasó a su siguiente ficha...


¿y cómo esta tu ficha #1? ¿cuidas tu cuerpo desde tu alimentación, ejercicio y descanso? acompáñanos mañana a descubrir la ficha #2.


9 vistas

Angela Castañeda Gómez. Creado con Wix.com